05/02/2020

Cómo organizar la nevera

¿No te gusta desperdiciar alimentos en casa? Saber cómo organizar la nevera puede ser la solución.

Tener la nevera bien organizada es más importante de lo que crees, ya que permitirá que cada alimento reciba la temperatura que necesita para conservar todas sus propiedades durante más tiempo en buenas condiciones. Además, nos ayudará a ganar espacio y a descubrir de un solo vistazo qué debemos comprar.

Es fundamental que conozcas perfectamente el funcionamiento de tu frigorífico, cómo se distribuye el frío en su interior, qué partes son más húmedas y cuáles menos, en qué espacios puedes regular la temperatura y la humedad…

Cómo organizar la nevera: normas básicas

  • Cuando realices la compra debes colocar los productos nuevos al fondo de la nevera y los que ya tenías, delante. De esta manera, evitaremos la caducidad de algunos alimentos. Etiquetar los productos con la fecha de caducidad resulta muy práctico. Por eso, cada vez que se hace la compra es recomendable ordenar los alimentos.
  • La fruta y la verdura se deben conservar por separado en los cajones inferiores indicado para ello. La verdura en un cajón y la fruta en otro.
  • Los huevos siempre en la nevera y en la zona de la puerta del frigorífico destinada para ello. Esta zona los conservará en las condiciones óptimas, ya que se trata de un lugar seco, con temperatura constante no muy elevada y, además, evita la contaminación con otros alimentos.
  • Utilizar diferentes accesorios para almacenar en la nevera nos ayudará a mantener el orden y poder acceder más fácilmente a los alimentos del fondo del frigorífico.
  • A la hora de distribuir los alimentos en el frigorífico debemos dejar el espacio suficiente entre ellos para que circule el aire frío por todo el espacio de la nevera.
  • El chocolate es mejor conservarlo fuera de la nevera, siempre y cuando no haga demasiado calor.
  • No llenes del todo la nevera para que los alimentos no toquen las paredes o puertas.
  • Limpiar y mantener el frigorífico con la higiene correcta es primordial para una correcta conservación de los alimentos. Lo recomendable es limpiarla una vez al mes, como mínimo.
  • Guarda las sobras en recipientes y cambia los envases de plástico por los de vidrio para no alterar el sabor de los alimentos.
  • No introduzcas tomates, patatas ni cebollas.

Cómo organizar la nevera en función de las zonas

Como ya te hemos contado anteriormente, resulta primordial conocer el funcionamiento de cada una de las zonas del frigorífico. A continuación, te vamos a enumerar los diferentes compartimentos de un frigorífico y sus funcionalidades, pues son fundamentales para separar la comida en función de la temperatura ideal para cada tipo de alimento. De esta manera, la temperatura se distribuirá de forma equitativa.

Puerta

Se trata de la zona menos fría de la nevera y la que más cambios de temperatura soporta. Resulta ideal para aquellos alimentos que pueden aguantar cambios de temperatura, los condimentos, las conservas, las mermeladas, las salsas, los huevos y las bebidas que estén abiertas.

Zona superior

En esta zona debemos almacenar los alimentos que antes se vayan a consumir, es decir, los alimentos preparados para consumir.

Zona media

Es el lugar indicado para conservar los lácteos (yogures, quesos, leche, mantequilla, etc.), las sobras de alimentos y los paquetes abiertos. Así, el aire frío les llegará directamente y no perderán sus propiedades.

Zona inferior

La zona inferior del frigorífico es donde la temperatura es más baja. Por ello, es el lugar indicado para conservar productos frescos y más perecederos como la carne, el pescado, el fiambre y los embutidos. Es importante introducirlos en recipientes que cierren herméticamente para evitar derrames y contaminación cruzada. Algunos frigoríficos disponen de cajones específicos para la conservación de este tipo de alimentos.

Cajones

Por la temperatura y la humedad que hay en esta zona, resulta el lugar más indicado para conservar fruta y verdura, siempre que el congelador esté situado en la parte superior. Es aconsejable no introducirla en bolsas de plástico, pues es mucho mejor utilizar bolsas de papel, ya que, para una correcta conservación, la fruta y la verdura necesitan respirar.

Congelador

Lo aconsejable es que está a una temperatura no superior a los -18 ºC. Es muy importante congelar los alimentos en recipientes o bolsas que cierren herméticamente e indicar en cada una con etiquetas la fecha. Los alimentos cuya caducidad esté más cercana los colocaremos en primer lugar.

Hoy en día, los mejores fabricantes de frigoríficos nos facilitan la vida porque añaden nuevos compartimentos, como el cajón con el sistema hyper fresh plus con energías telescópicas, que tiene la ventaja de conservar los alimentos el doble de tiempo y que, además, posee un sistema de control de humedad para frutas y verduras. Este es, por ejemplo, el caso de los electrodomésticos Siemens.

Aunque hayamos destapado algunos de los trucos principales, es verdad que cada marca de frigoríficos tiene algún extra que nunca está de más conocer, así que siempre animamos a leer las instrucciones para saber cómo organizar la nevera de la mejor forma posible.

Convierte la nevera en tu mejor aliada para conservar los alimentos en las mejores condiciones y evitar el desperdicio de alimentos.

Ya sabes cómo organizar la nevera. Ahora entra en qubbos y elige el frigorífico que mejor te ayude a conservar cada alimento en su lugar.